Porno Galerias Gratis Foro Contactos Gratis Videos Porno Fotos Porno Juegos Relatos Eroticos Porno Gratis SexShop Webcam Porno
   






Edad &

Crea tu perfil y conoce gente cerca de ti

ZONA PRIVADA DE MACIZORRAS




 

Webcam Porno

Webcam Porno


2010-11-26 02:11:18
Gracias por todo sus comentarios sobre mi primer relato y antes de empezar quiero pedirles disculpas por la falta de corrección en el texto y prometo mejorar; lo que pasa es que cuando escribo mis historias, lo hago de forma muy rápida por la falta de tiempo espero que comprendan y gracias por su paciencia.

El día de hoy les contare algo que muy rara vez hago cando salgo de la escuela.

Casi siempre mi papi manda al chofer de las oficinas donde trabaja para recogerme en la escuela y llevarme a casa, a veces cuando tengo que ir a otro lado primero uso los taxis, como se darán cuenta no tengo la necesidad de tomar el transporte público pero cuando tengo mucho pero mucho tiempo de sobra, no tengo nada pendiente para el resto del día, me fascina subirme al autobús del transporte público y tomar la ruta mas larga que tenga para que me deje cerca de casa o a veces eso es lo menos importante porque siempre termino utilizando un taxi para que me lleve a casa. Lo que me fascina de ese transporte es lo que les contare enseguida.

La última vez que utiliza un autobús fue el martes pasado, ese día, salid e la escuela como a las 2:00 p.m. por quedarme platicando con mi profesor preferido. Tuve que caminar unas dos cuadras para llegar a la parada del autobús, espere como cinco minutos para que hiciera su aparición, y como es costumbre en esta hora, el autobús estaba súper lleno pero no me subí en el ya que tenía una ruta que es muy corta, así que espere otros cinco minutos para que llegara otro y ver si me convencía. Al llegar el siguiente este tenía una ruta que no era la más larga pero si estaba pronunciada. Y como era de esperarse estaba súper pero súper lleno.

Así que tome mi mochila de portafolio, y me sibí.

Al empezar a subir los escalones de la puerta del autobús, di un rápido vistazo al interior y me percate que la mayoría de los que estaban dentro eran hombres de diferentes clases y profesiones; también avía mujeres pero muy pocas las cuales la mitad de ellas bajaron por la parte de atrás mientras yo subía, y como era de saberse todos los asientos estaban llenos, y el pasillo centrar atipujado de hombres parados, así que tuve que hacer un pequeño esfuerzo para caminar entre ellos, y llegar a mi lugar favorito. El centro del autobús.

Mientras que llegaba al centro del autobús, el chofer arranco y todo el interior se movió brusca mente y como siempre no falto alguien que me arrimo su paquete a mi culito, y otro que acariciara una mis piernas. Seguí caminando entre todos esos hombres, rosándoles mi cuerpo contra de ellos, todo el camino fue difícil ya que como estaba súper lleno y eso lo aprovechaban para apretarse a mí y sentir mi cuerpo, no me dejaban pasar, pero por fin llegue.

En la parte de en medio del pasillo, hay un tubo que pasa por encima de mi cabeza para lo que no pueden agarrar los tubos que están a los costados, y así es como puse mi mochila de portafolio en el suelo entre mis pies para sostenerla, y también para abrir un poco las piernas jajajaja… y con las dos manos tome el tubo que pasa por arriba de mi cabeza.

Quede en medio de muchos hombres creo que su edad estaba entre los 35 y 50 años pero creo también a ver visto un chico de 25 años; el que estaba en frente de mi me daba la espalda y ese no tenia oportunidad de nada, pero los demás sí, ya que todos estaban volteados hacia mí.

No paso mucho tiempo en que sentí la verga del hombre que estaba detrás de mí, aunque obviamente estaba dentro de su pantalón podía sentirla, no perdía ninguna oportunidad de restregarme su verga en mi culito a cada sacudida del autobús. También sentía una mano acariciando mi pierna izquierda, y del lado derecho otra mano pero esa rozando mi cintura. Como tenía las dos manos sonteniendome del tubo, no podía ver quiénes eran, pero creo que eso es parte del juego.

El que estaba detrás de mí, cada vez era más descarado en sus empujones y los otros dos ufff. Se estaban dando una súper agasajada con mi cuerpo porque el de la izquierda ya estaba frotándome descaradamente mi pierna y el de la derecha comenzaba a querer acariciarme por la parte de enfrente.

Creo que esos tres tipos eran amigos o algo por el estilo ya que podía escuchar sus susurros entre ellos.

  • Tiene el culito muy duro jajajaja…
  • Para lo jovencita que esta, ésta muy rica.
  • Mira nada mas lo puta que es, se deja manosear así nada más.
  • Baja la voz no queremos que se ofenda jajajaja... o que los demás se den cuenta.
  • No creo que le importe, se nota que anda buscando verga.
  • Lástima porque ya viene la siguiente parada.

El autobús se detuvo y todo el mundo comenzó a moverse unos para bajar y otros acomodándose por los que subían los tres chicos pasaron por atrás de mí metiéndome mano por mi culito, el último se me acerco y me dijo al oído.

  • Hasta luego putita.

Yo no le conteste; cuando iban bajando solo puede verlos por la espalda, se notaba que trabajan en la construcción por su ropa.

Después me rodearon otros hombres pero los que estaban a mis costados me dieron la espalda, pero otro dando empujones algo bruscos se coloco detrás de mí y diciéndome al oído y tocando mi mano derecha que todavía esta agarrada del tubo por insuma de mi cabeza me dijo.

  • Ahora me toca a mí; toma esto.

Y me puso en la mano un pedazo de papel el cual yo solo atine a sostener apretándolo contra el tubo. Me sorprendió que alguien hubiera visto la manoseada que me estaban dando aquellos tres tipos de hace rato.

El autobús empezó a caminar con un brusco movimiento, mas que los anteriores ya que a la mayoría los agarro desprevenidos y todo mundo se movió para todos lados, yo me aferre al tubo que estaba arriba de mi cabeza y el hombre con una mano en el mismo tubo y otra ya en mi cintura me jalo hacia él mientras que empujaba su cintura hacia mi culito haciendo precio más de lo normal ya que el ajetreo del autobús se lo permitió sin que nadie se diera cuenta.

Puede sentir su verga en mi culo, me quede atónita ya que podía sentirla aunque savia muy bien que la tenía dentro del pantalón, era una verga enorme, podía sentirla que comenzaba desde mi cintura hasta la parte de debajo de mi culo, pero bueno, también tengamos en cuenta que yo todavía estoy chiquita.

El hombre sin preámbulos comenzó a acariciarme el culo, podía sentir sus dedos entre mis nalgas hasta me metió mi braguita entre ellos, podía sentir mi vagina humedecerse con esos tremendos de dotes, uno de ellos se postro donde tengo mi ano, poco a poco empezó a hacer precio yo no me movía sabiendo lo que quería.

En un movimiento brusco del autobús, él aprovecho para empujar más su dedo te que parecía una verga jajajaja… yo tuve que morder uno de mis labios y por poco se me escapa un gemido por que el muy bruto quiso meterme el dedo con todo y ropa pero obviamente no pudo jajajaja…

Ya yo estaba súper excitada, la verdad quería que ese dedo que parecía una verga, me penetrara ahí mismo.

No sé de donde salió pero otra mano ya estaba en mi estomaguito acariciándolo, y subía muy peligrosamente jajajaja… yo no baje las manos, el de atrás seguía empujando en mi culo pero después me apretaba una nalga, y bajaba otra vez a mi ano y después bajaba más hasta casi tocar mi vagina.

La mano en mi estomaguito empezó a subir hasta llegar a mi seno derecho y lo comenzó a masajear apretándolo eso sí que me puso nerviosa porque me preocupaba que alguien me viera; me apretaba mi seno y lo movía en círculos, mientras que el otro seguía acariciando mi culo desde abajo hasta arriba siguiendo mi caminito jajajaja…. Ya después de un rato el autobús llego a la parada donde tenía que bajarme así que cuando se detuvo, el que se divertía con mi seno me soltó, tenía que agacharme para poder tomar mi mochila de portafolio así que me agache pero sin flexionar las piernas para que mi culito quedara a la disposición del que estaba atrás así que cuando me agache el me arrimo su verga y después un apretón de nalgas así comenzó a bajar de autobús, uno que otro tipo me dio un pellizco en las nalgas y un rose de piernas pero solo eso, al bajar de autobús fui directamente a una tienda y compre una botella de agua. Después Salí y tome un taxi que me llevo directamente a mi casa.

Durante el trayecto a mi casa lee el papelito que me dio el tipo que estaba detrás de mí y era su número de celular y su correo electrónico el cual guarde entre mis libretas para después agregarlo a mis contactos.

Espero que les haya gustado chao.

Autor: lolitaputita1


RECIBELOS EN TU MAIL

Recibe nuevos relatos
en tu email cada dia:


All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. - Condiciones de uso y Aviso Legal
The comments are property of their posters, all the rest Copyright 2004-07 by me.
Todos los derechos reservados - MaciZORRAS.CoM Copyright 2004-10. Macizorras Porno